Hasta siempre Olo

Hasta siempre Olo

Olo, te marchaste a Bolivia, sin temor a la muerte. Con traje de verde olivo desafiaste la selva inhóspita con el mejor de los guerreros: Che Comandante amigo.

Desde la Sierra rebelde descendieron juntos para clarear caminos como hombres puros. No hubo descanso tras un propósito que marcaba el destino. Desde el Ondón americano te despediste junto a tu más fiel compañero.

Tu nombre en todas partes despierta admiración en esa mezcolanza de razas, vestidas de gente llana y común para quienes no pasas desapercibido.

Partiste a la eternidad para vivir en el corazón de tu pueblo que conoce de un contramaestrense que participó en la lucha de Liberación nacional en Cuba.

Quienes te aniquilaron no pudieron apagar tu humildad, tu decoro, tu sed de justicia; no pudieron borrar la impronta de saberse que eres y serás Héroe de la Patria.

De tu gran cuerpo de metal emerge tu vida guerrillera, se disemina como diáspora en la América que conoce de tu luz, de tu estatura.

Como hombre intrépido marchaste con esa hidalguía que habla de tu poderoso pecho de fusil, de tu estirpe revolucionaria, de camarada tierno, cuya semilla germinada en Maffo, hoy trasciende con tristeza y alegría al saber que existen seres de talla universal.

Te vemos cada día Orlando Pantoja Tamayo; te sabemos de memoria. Tu Contramaestre no olvida tu ejemplo, tu grandeza de soldado inclaudicable frente al imperio, de uniforme de campaña descolorido y agujereado en tierras lejanas, que aún estando muerto vive en la cima de tu Cuba que te glorifica. Hasta siempre Olo.

Please follow and like us:
error0
fb-share-icon
Tweet 20
fb-share-icon20

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial