Homenaje en Contramaestre a Olo Pantoja y al Che Guevara

La pronta muerte de Orlando Pantoja Tamayo, (Olo) le impidió ver cómo cambió su pueblo natal Maffo, en imagen y valores, tras la victoria del primero de enero de 1959.

Al joven humilde pero inteligente y bravo que cayó junto al Che Guevara en la Quebrada del Yuro, Bolivia y fue uno de sus hombres más cercanos, se le recuerda en este octubre que suma 50 años de aquellos fatídicos asesinatos.
Desde el parque Saturnino Lora de Maffo, emblemático sitio donde quizás disfrutara los placeres de una tarde o una mañana, el pueblo de Contramaestre rindió homenaje mediante declamadores, solistas y el trío Guaicán, defendiendo obras de Eduard Encina y Antonio Guerrero.
Los pioneros también alzaron sus voces como generación continuadora de la obra de Olo Pantoja y el Che a través de Seidy Rojas Parra, estudiante del sexto grado de una escuela primaria que lleva el nombre del guerrillero de Maffo.
A medio siglo de caídos aquellos guerrilleros solidarios e internacionalistas,  se enarbolan esos valores como parte de la cotidianidad de la Revolución y se demuestra con el apoyo a las provincias hermanas afectadas por el Huracán Irma, destacó Diógenes Almenares Batista, Primer Secretario del Partido Comunista en Contramaestre, quien tuvo a su cargo las palabras centrales del acto.
El diario cumplimiento del deber de cada ciudadano de Contramaestre es el mejor homenaje que se insta a realizar para agradecer a Olo, al Che y al resto de los guerrilleros,  en ocasión de cumplirse 50 años de sus decesos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *