Celebración del San José en Maffo

Antes de la década del 50 vivió Maffo una ebullición tal que lo distinguía como pueblo dentro del término municipal de Jiguaní. Las crónicas sociales de los periódicos de la época reflejaban la vida social, económica y cultural de esta comarca.

En honor al Santo Patrono San José se organizaban año tras año, fiestas patronales. Los programas que se confeccionaban para tales festejos destacaban competencias de corridas de cintas a caballo. En este, participaban señoritas que llamaban la atención por su destreza en la equitación. Toques de clarín y salvas de cañón anunciaban a los pobladores la llegada del día de San José.

Desafíos de pelotas entre las novenas juveniles de Maffo. Bailes infantiles en el Liceo contribuyeron a la recaudación de dinero para mejoras en los barrios de la comunidad, o de alguna obra como el parque y avenida Jesús Rabí. De igual modo, Maffo fue escenario de verbenas, carnavales, bailes benéficos, celebraciones de fin de año. Festividades que trasciendieron dentro del Término Jiguanicero, como se denominaba por aquel entonces.

Allí, no pasaban desapercibidas las celebraciones del sábado de Gloria y Domingo de Resurección. Ésta, una tradición de Semana Santa para la cual se ofrecían bailes tradicionales.

El liceo de Maffo recibía a orquestas de renombre por la época. La Chepín Chovén, Los Caribes, Trovadores de Tono, Ases del Son, la holguinera Hermanos Avilés, entre otras, que ponían a bailar a damas y caballeros. El son, el danzón, el pasodoble, foxtrot y la conga eran  bailes que enamoraban a la sociedad de ese entonces.

La memoria histórica permite hoy revivir aquel período de esplendor. No se puede negar que tal efervescencia es válida y oportuna rescatar ahora, gracias a la Revolución, para el acceso de todos.

 

 

Liliana Lorente Matamoros

Liliana Lorente Matamoros

Periodista

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *